InicioNosotrosClientesMetodologiaCursosArticulosContactoAviso PrivacidadProgramas en linea
 
 

Las personas que mantienen sus propósitos hacen estas 5 cosas.

Josua Steimle, CEO de MWI, el 5 de enero de 2015.

¿Alguna vez te prometiste que lograrías cumplir un objetivo y fallaste miserablemente? Seguramente sí y yo también.
Una vez compré la membresía por un año en un gimnasio, $3,000 dólares pagados por adelantado y sin posibilidad de reembolso. Elegí esa opción a propósito, porque quería comprometerme, como Cortés quemando sus barcos esperando que sus hombres se comprometieran con la misión. Ahora, ¿cuántas veces crees que usé la membresía? Fui un total de cuatro veces, lo que significa que pagué $750 por cada sesión de ejercicio. Por supuesto no estoy sólo en esa situación. Tim Utton del Daily Mail escribió que "nueve de cada diez personas dejan de ir en regularmente al gimnasio a las seis semanas de haberse inscrito, a pesar de haber pagado la membresía de un año."

Por supuesto, cuando tomamos resoluciones o hacemos compromisos y no nos mantenemos firmes en cumplirlos, nos sentimos culpables. Estos sentimientos de culpa en ocasiones conducen a una renovada determinación y compromiso, pero más a menudo parecen conducir a la depresión, el letargo y una invariable pérdida de la motivación, sumando más comportamientos improductivos que lleva a más culpa y decaimiento, reforzando constantemente el ciclo negativo.

Después de dejar el gimnasio, lo mismo que cualquier otro compromiso en el que hubiera fallado para hacer cambios en mi vida, me he cuestionado por qué soy tan flojo y débil. La pregunta "¿Por qué no puedo mantener mi fuerza de voluntad para seguir adelante?" rondaba mi mente constantemente, hasta que me encontré con una fuente de información que lo cambió todo.

Mi momento de "¡ajá!" vino al leer el libro Change Anything: la nueva ciencia de éxito personal, escrito por Kerry Patterson, Joseph Grenny, David Maxfield, Ron McMillan, y Al Switzler (bueno, con esa cantidad de autores el libro debía ser bueno, ¿no?). Quizá estés familiarizado con otro libro escrito por varios de esos mismos autores, llamado Crucial Conversations: Herramientas para hablar cuando hay mucho en juego, un best-seller que ha vendido 2 millones de copias. Pues bien, para escribir Change Anything los autores encuestaron a 1800 personas para ver qué podían aprender sobre la definición y mantenimiento de los objetivos personales. Ellos encontraron que la mitad de todos los "generadores de propósitos" (resolution makers) renunciaron a sus propósitos de año nuevo hacia el final de enero; de los sobrevivientes, tres de cada cuatro personas tiraron la toalla antes de finales de marzo. "Renunciar a estas resoluciones es costoso", dice Maxfield. "Por supuesto que el éxito de las personas y la autoestima recibieron impactos, pero nos quedamos más sorprendidos por el impacto financiero cuando la búsqueda del propósito falló: siete de cada diez dijeron que su fracaso les costó más de $1,000 dolares". Maxfield señaló además que 3 de cada 4 encuestados dijeron que habían intentado y fallado en mantener exactamente el mismo propósito ¡por más de cinco años!

La revelación que recibí al leer Change Anything vino cuando los autores mostraron, utilizando el análisis científico de sus resultados, que cuando se trata de hacer mayores cambios en nuestra vida la fuerza de voluntad no es suficiente. Maxfield llama a esto "la trampa de la fuerza de voluntad". La fuerza de voluntad sí influye, pero sólo aquella que se enfoca simultáneamente en 6 áreas de influencia: motivación personal, capacidad personal, motivación social, habilidades en el entorno social, motivación estructural, y la capacidad estructural. La investigación de los autores mostró que las personas que se abocan a las 6 fuentes de influencia que definen en su libro, de manera dedicada y simultánea para lograr sus planes de cambio, tienen 10 veces más probabilidades de éxito que aquellos que no lo hacen. Me di cuenta entonces que mi problema no es que fuera flojo o me faltara fuerza de voluntad, sino que estaba poniendo todo mi esfuerzo en una sola área en vez de atender las 6 que son necesarias. De repente, había esperanza, y comencé un viaje que mejoró cada área de mi vida, incluyendo mi salud, mi matrimonio y mi negocio.

5 maneras de hacer cambios palillo

Cuando se trata de hacer grandes cambios en tu vida, centrarse en sólo una o dos de las 6 áreas de influencia que se ha mencionado anteriormente, no funcionará. Aquí están las 5 cosas que puedes hacer para orientar las 6 áreas, y cambiar lo que sea.

1.- Ama aquello que odias

Para superar los desafíos que enfrenta tu motivación personal, aprende a amar lo que odias. Para ello, los autores recomiendan imaginar cómo será tu futuro si tu comportamiento no cambia. Por ejemplo, yo solía odiar el ejercicio de cualquier tipo y especialmente correr, pero me di cuenta de que mi futuro por defecto sería sombrío si no valoraba y aprendía a amar el ejercicio. Los autores también recomiendan que aquello que odias lo hagas parte de tu rutina, como un reto o un juego, y yo lo hice inscribiéndome en eventos que involucraran correr. Hoy soy un corredor activo de pista y triatleta con múltiples maratones y eventos de medio Ironman en mi historial. Puedo decir que he llegado a amar la actividad de correr.

2.- Haz lo que no puedes

Implica aprende las habilidades que necesitas para superar un reto. Esto lo puedes hacer con autoestudio y partiendo en partes la forma de medir tu avance. Por ejemplo, si eres muy mal administrador de tu dinero, puedes iniciar por leer algún libro como el de Dave Ramsey The Total Money Makeover y elaborar un plan que parta propósitos grandes como "pagar todas mis deudas" en objetivos pequeños y más sencillos de lograr, como "cubrir el saldo de mi tarjeta de crédito más pequeña".

3.- Convierte a tus cómplices en aliados

Estos objetivos están orientados a las áreas de motivación social y habilidad social. Todos sabemos que las personas con las que pasamos más tiempo pueden o bien levantarnos (aliados) o arrastrarnos hacia abajo (cómplices). Para transformar a los cómplices en aliados, lo primero es identificar cuál es cuál y después redefinir lo que es "normal" en el área que deseas cambiar. Por ejemplo, si se trata de bajar de peso, es posible que estés acostumbrado a estar con personas que tienen sobrepeso, por lo que es necesario cambiar tu perspectiva sobre lo que en realidad debería ser un peso normal o adecuado. Ten una "conversación transformacional" con tus cómplices y pide su ayuda para hacer los cambios que deseas ver en tu vida, añade además nuevos amigos a tu círculo social que puedan ayudarte. Si hay cómplices que no pueden convertirse en aliados y el motivo es lo bastante valioso para ti, puede llegar a ser necesario separarse de ellos.

4 - Invierte la Economía

Para aumentar la motivación estructural, crea premios y castigos que actúen como incentivos y desincentivos respectivamente, para fomentar un comportamiento positivo. Los incentivos pueden ser utilizados en combinación con otras actividades, por ejemplo en el mismo tema del sobrepeso: ¿Si me compro una cámara especial que pueda llevar sujeta a la cabeza para grabar mis trayectos mientras corro, me motivará más para comer bien y seguir mi entrenamiento? ¡Claro que sí! De hecho tener esa cámara haría la actividad de correr mucho más divertida, ayudándome a amar más lo que antes odiaba hacer.
Sé que ahora podrías estar pensando "esto es estúpido, yo puedo aguantar por mi cuenta", o "¿no debería ser suficiente con la recompensa intrínseca de haber cumplido?", pero entonces, estás cayendo en la trampa de la fuerza de voluntad de nuevo.

5.- Controla tu espacio

Esta me pareció una de las herramientas más útiles para mejorar mis comportamientos. Analizando los momentos en que me metí en problemas por llevar comportamientos inadecuados y por otro lado los momentos en que estaba más enganchado con los buenos comportamientos, tuve la oportunidad de identificar las formas en que podría modificar mi entorno y planificar mis actividades para apoyar mis objetivos. Por ejemplo, muchos estamos familiarizados con la idea de que no se debe ir de compras cuando se tiene hambre. Los autores recomiendan "cercas de construcción" como esta, una forma de crear reglas que ayuden a mantenerse alejado de los problemas. También se puede "manejar distancia" para no tener que comportarse de una manera inconveniente. Regresando al caso, si el cambio que estás trabajando es llevar una vida más saludable, esto significa deshacerse del plato de dulces que está sobre el escritorio, o retirar la máquina expendedora de comida chatarra que está en la oficina. También podría significar una transición a un lugar que esté cerca de un gimnasio o lugares donde practicar ejercicio sea más viable.

El control del espacio también incluye el uso efectivo de las herramientas, como Google Calendar o Wunderlist, para administrar su horario y darle prioridad a las tareas importantes. Como recomendación personal para lograr el control de su espacio, lea el clásico escrito por David Allen Getting Things Done: The Art of Stress-Free Productivity.

¿Cuál es tu futuro?

En 2007 toqué fondo en todos los sentidos. Change Anything no se había escrito aún, pero las tácticas que contiene eran exactamente lo que yo hice para salir de mi agujero. Hoy estoy en el mejor momento de mi vida, ganando más dinero de lo que había logrado antes, y en cualquier otra área de mi vida puede garantizar que las cosas nunca han estado mejor. Mi futuro se ve mucho mejor de lo que podía haber imaginado hace unos años, y todavía está mejorando.

 

Traducido del artículo: People Who Keep Their Resolutions Do These 5 Things.
Ir al artículo original.

 
 
 


Acerca de Nosotros



Firma Internacional que ha colaborado con
empresas de diferentes sectores a nivel
mundial, incluyendo a más de 300 empresas
de la revista Fortune.


Contáctanos

Paseo de los Tamarindos Nº 90
Bosques de las Lomas,
Cuajimalpa de Morelos, Ciudad de México,
C.P. 05110, México.


informes@vitalsmarts.com.mx
(01 55) 8526-3461


Síguenos


@VitalSmartsMX
/Vitalsmarts-Mexico